La bodega riojana Cune (Compañía Vinícola del Norte de España) presentó ayer en Madrid su proyecto Montenegro, una distribuidora que pretende comercializar vinos de calidad de pequeñas bodegas.

cvne1

Fueron 23 bodegas las que se dieron cita este martes en el Espacio Harley de la capital española para presentar sus productos a los profesionales del sector vitivinícola. Cune es consciente de que “hay grandes vinos y grandes productores en muchos lugares del mundo y, por mucho que lo intentemos, nosotros nos podemos elaborar vino en todos esos lugares. Por ello, hemos decidido empezar una selección de estos vinos a través de nuestra distribuidora Montenegro“.

El objetivo de Montenegro es “buscar vinos de calidad por todos los rincones. Vinos de pequeñas bodegas con carácter. Pequeñas en tamaño, pero grandes elaboradores. Vinos y bodegas poco accesibles al público para acercarlos al cliente. Para ello contamos con un experto equipo de conocedores del mundo del vino que viaja para descubrir estos vinos, zonas y productores y entender su filosofía”.

Entre las bodegas que forman parte de este proyecto se encuentra Fil. Loxera & Cia, de la D.O. Valencia. Se trata de una iniciativa de tres amigos con más de una década de experiencia en el mundo del vino, que decidieron juntarse y formar una bodega en la subzona valenciana de Clariano. Elaboran el blanco ‘Beberás de la copa de tu hermana’, de la que presentaron la añada 2014, ensamblaje de las variedades blancas Malvasía, Macabeo y la tinta Monastrell con crianza sobre lías y fermentación maloláctica. El resultado es un vino complejo, glicérico, fresco, con un fondo floral y frutal muy agradable que invita a seguir bebiendo.

cvne2

También presentaron ‘Sentada sobre la bestia’ etiqueta roja y etiqueta azul. El primero está elaborado a partir de las variedades tintas Monastrell (60%), Tempranillo (20%), Garnacha tintorera (12%) y la blanca Malvasía (8%) vinificadas por separado y con una crianza del 50% del vino durante 6 meses en barrica y el resto en acero inoxidable. En nariz se percibe su intensidad frutal y recuerdos ligeros de algunos tostados. En boca es un vino fresco, de cuerpo medio, con taninos presentes pero pulidos.

La etiqueta azul es un monovarietal de Arco, variedad autóctona en peligro de extinción. Un vino muy interesante por ser diferente, muy especiado en nariz, con sensaciones florales; en boca es potente, con muy buena acidez, honesto. 

La joya de la corona es ‘El cordero y las vírgenes’, elaborado con Monastrell (33%), Garnacha Tintorera (33%), Tempranillo (30%) y Malvasia (4%), con 7 meses de crianza sobre lías y 14 meses en barrica. Mucha fruta negra en nariz, tostados; en boca es contundente, equilibrado, voluminoso, con taninos dulces presentes y con un retrogusto de fruta negra compotada.

Otra de las bodegas que integran el proyecto Montenegro es Callejuela, de la D.O. Jerez – Manzanilla de Sanlúcar. Esta bodega sanluqueña, que empezó su andadura como almacenista, elabora ‘Blanco de Hornillos’, un vino blanco de la variedad Palomino realmente sorprendente. Si algo caracteriza a esta bodega es precisamente la finura y elegancia de sus elaboraciones. En el terreno de los generosos el panorama es extraordinario, desde la glicérica y salina manzanilla, la elegante manzanilla madura, la exquisita manzanilla pasada o sus amontillados que conservan lo mejor de la crianza biológica y su oloroso, en el que la tradicional gordura que caracteriza a este tipo de vinos ha perdido terreno en favor de la finura y la sutileza. El Pedro Ximénez es tan singular como el resto de elaboraciones de esta bodega: en nariz unas notas de caramelo que enamoran; en boca voluminoso, sin que, por otra parte, se perciba su concentración de azúcar ni el grado alcohólico que ronda el 15%.

cvne3

Una de las bodegas que nos llamó poderosamente la atención es la de Manuel Formigo (Finca Teira), de la D.O. Ribeiro (Galicia). Tuvimos la posibilidad de charlar con Manuel, que proviene de una familia de viticultores y elaboradores oriundos de Beade, que en 2006 decidió apostar por los vinos de pequeña producción con la idea de mantener las características de cada una de las variedades que utiliza sin ‘tocar’ demasiado el proceso. El resultado son una serie de vinos blancos de gran calidad, con potencial de guarda.

Emepezamos por ‘Formigo’, ensamblado con las variedades Treixadura, Palomino fino, Godello, Torrontés, Albariño y Loureira. Se elabora con el mosto prensa obtenido con una prensa neumática semicerrada diseñada en la bodega, que utiliza una presión de entre 0.2 y 1.5 bares. Un vino cuyo azúcar residual está en torno al 1%, como el resto de los vinos de Formigo. Un vino fácil de beber, que destaca por su frescura y por sus notas florales.

cvne4

Continuamos con ‘Finca Teira’, que combina las variedades Treixadura (65%) , Godello (20%) y Torrontés (15%) en cuya nariz y boca están muy presentes las notas minerales, aunque con recuerdos de flores propios de la Treixadura y de la Godello. Posteriormente catamos ‘Teira X’, que combina Treixadura (60%), Alvilla (15%), Albariño (15%) y Loureira (10%) plantadas en la finca Miñoteira. Hablamos de un vino complejo, pensado para alcanzar la plenitud después de una buena guarda. En nariz destacan notas florales y tostadas que, por lo que nos comentó Formigo, provienen de las variedades ya que sus vinos no tienen crianza en barrica ni trabajo de lías. Cerramos con ‘Cholo’, 100% Loureira, de los pocos monovarietales de esta uva que se elaboran. Una declaración de intenciones de la filosofía de esta pequeña bodega, que desea dar a conocer lo mejor de su tierra.

Sin olvidar, por supuesto, los vinos de Viñedos del Contino, de D.O.Ca. Rioja, la gama alta de Cune. Tuvimos la oportunidad de catar ‘Contino Reserva 2010’, elaborado con uvas Tempranillo, Graciano y Mazuelo, que promete superar las buenas reseñas que consiguió la añada 2009, pues nos parece que ha ganado en frescura, equilibrio e identidad, con una paleta aromática interesante, en la que se nota el aporte de la Graciano a la complejidad del vino. También catamos ‘Contino Gran Reserva 2008’, que además de utilizar las variedades anteriores también tiene un porcentaje de Garnacha. Un gran vino que goza de cabal salud y perspectivas de longevidad.

cvne5

Otras bodegas que utilizan Montenegro como canal de distribución son Antoine Touton & Fredi Torres (D.O. Monstant); Bigardo (Castilla y León); Boal de Arousa (I.G.P. Vino de la Tierra de Barbanza e Iria); Bruma del Estrecho (D.O. Jumilla); Charles de Cazanove (A.O.C. Champagne); Clemente García (D.O.Ca. Rioja); Compañía de Vinos del Atlántico (I.G.P. Vinos de la Tierra de Cádiz); Entre os Ríos (I.G.P. Vino de la Tierra de Barbanza e Iria); Gatzara Vins (D.O. Conca de Barberà); Sílice Victicultores (Galicia); Suertes del Marqués (D.O. Valle de la Orotava); Viña San Boal (V.T. Castilla y León) y otras.

Además de las marcas de la casa: Cune, Imperial, Viña Real y la ya reseñada Viñas del Contino en D.O.Ca. Rioja. Gracias a los amigos de Cune por compartir con nosotros este nuevo proyecto al que le auguramos mucho futuro. Salud.

Comentarios

comentarios