Continuamos con nuestra serie de artículos sobre zonas vitivinícolas en España, que inauguramos escribiendo de Galicia. En esta ocasión nos desplazamos un poco hacia el este para hablar de los no muy conocidos vinos asturianos.

zona-vitivinícola-asturias

Lo cierto es que si por alguna bebida es conocida Asturias es por la sidra. Pero nos podemos llevar alguna grata sorpresa catando vinos asturianos. La tradición vitivinícola de la zona se remonta al siglo IX, llegando a conseguir en esta época un considerable desarrollo. Es a finales del siglo XIX, cuando la plaga de la filoxera (puedes leer un poco sobre dicha plaga en el siguiente artículo) causó grandes estragos ya  que las hectáreas dedicadas al cultivo de la vid pasaron de 5493 hectáreas a 1903.

Asturias tan sólo cuenta con la D.O. Cangas. Se trata de una denominación de origen bastante joven, pues lo es desde el año 2009. Anteriormente, en  2001 se había constituido como vino con indicación geográfica protegida. (Contamos en el siguiente artículo las diferencias que existen entre un vino con D.O. o con I.G.P.)

La componen tan sólo seis bodegas, siendo así una de las D.O. más pequeñas de España, aún así, sus vinos son únicos y distintos. La zona de producción está situada al suroeste de Asturias y comprende los términos municipales de de Allande, Cangas del Narcea, Degaña, Grandas de Salime, Ibias, Illano, Pesoz y algunas parroquias que pertenecen al término municipal de Tineo.

Las variedades de uva recomendadas son Albarín Blanco, Albillo, Garnacha tintorera, Mencía, Picapoll blanco y Verdejo negro. También está autorizado el uso de Albarín negro, Carrasquín, oGdello, Gewurztraminer, Merlot, Moscatel grado menudo, Pinot noir y Syrah.

Realizado con información de:
– D.O.P. Cangas: http://www.vinosdeasturias.es/

Comentarios

comentarios